La Primitiva vs la Bonoloto

Si sois usuarios habituales de Loterías y Apuestas del Estado (LAE), os habréis dado cuenta de la similitud que existe entre La Primitiva y La Bonoloto. En ambos juegos debes elegir 6 números entre el 1 y el 49. Los dos ofrecen 8 tablas distintas donde jugar. Tanto con el uno como con el otro se puede jugar de forma simple o múltiple (incluso tienen los mismos múltiples que funcionan igual). Los premios, categorías y reintegros tienen la misma función en ambos juegos de apuestas y hasta los boletos son muy parecidos físicamente.

Entonces… ¿Cuál elijo?

Podríamos decir que estas dos loterías son mellizas, es decir, que aunque parezcan iguales a primera vista, si te fijas tienen pequeñas diferencias en su funcionamiento. La más significativa es el precio: en las dos tienes que gastarte como mínimo 1€, pero completar una tabla de la Bonoloto cuesta 0,5€, por lo que por el mismo precio juegas más apuestas.

Siguiendo esta lógica, el premio y el bote acumulado es superior en La Primitiva que en la Bonoloto por dos motivos claros: la participación y el coste del boleto, ambos superiores en La Primitiva. 

estas son las diferencias entre la primitiva y la bonolot

Una tercera diferencia recae en la frecuencia de los sorteos. Cada jueves y cada sábado hay un sorteo de La Primitiva, mientras que las rifas de la Bonoloto se celebran cada día de lunes a sábado.

La elección está en tus manos y depende de los objetivos que tengas cuando juegas. Si simplemente compras loterías porque te gusta y por si cae, compra la que quieras, la suerte no avisa antes de llegar.

Si por el contrario eres una persona más matemática tendrás que tener en cuenta dos factores: el precio y la participación. La Primitiva es más cara, pero eso significa que se acumula más dinero en el bote; sin embargo hay más personas jugando porque es muy popular y si toca es probable que tengas que compartir el premio. La Bonoloto es más barata, sin embargo hay menos jugadores apostando y por lo tanto el bote es más pequeño, pero hay más posibilidades de que seas el único acertante.

La pelota está en tu tejado… ¿A qué juegas?